El comercio electrónico evoluciona en Colombia

El comercio electrónico evoluciona en Colombia

Desde hace varios años que Colombia se ha mostrado como una de las economías más estables de la región, no solo brindando incontables oportunidades de negocios en prácticamente mercado, sino también impulsando decenas de formas alternativas de generar ingresos. Una de estas es el comercio electrónico.

El e-commerce, como se le conoce a nivel internacional, es una tendencia que ha estado cambiando la manera en la que se ve el comercio en el país, desde todo lo referente a los métodos de pago, hasta los canales a través de los que se compran y venden productos. Pero, ¿cómo está evolucionando este con el pasar del tiempo, y qué puede esperarse de cara a los próximos años?

 

El e-commerce en Colombia

Recientemente se dio a conocer que el comercio electrónico en nuestro país podría llegar a facturar 4 mil millones de pesos colombianos durante este 2019, principalmente durante las temporadas de ofertas. Esto es un crecimiento significativo de acuerdo a lo presentado en el año anterior, con expertos afirmando que las empresas pueden ver un incremento de hasta 23% en sus ventas.

Así, contar con una plataforma de e-commerce ya no se consideraría simplemente una ventaja competitiva, sino una obligación para cualquier empresa que quiera mantener un desempeño positivo de cara al futuro. A medida que se superen las limitaciones que presenta este canal de ventas en nuestro país, sería posible ver un crecimiento aun mayor.

 

El consumidor digital

De acuerdo a reportes recientes, el canal digital más utilizado por los colombianos para descubrir marcas y productos nuevos es Google, sin embargo, los competidores más cercanos al motor de búsqueda son Facebook y YouTube, lo que demuestra la importancia que han adquirido las redes sociales dentro del consumo local.

Del mismo modo, el reporte afirma que los colombianos quieren que la publicidad no llegue de forma poco orgánica, sino a través de contenido de valor. Los videos serían el formato más utilizado para hacer llegar esta información a los consumidores, ya sea mediante reseñas, contenido educativo, entre otros.

Es por este mayor interés por parte del consumidor que cada vez llegan más empresas especializadas en comercio electrónico a Colombia. Un ejemplo de esto es el de la canadiense Shopify, que a través de su sistema de partners (socios), permite que expertos en comercio electrónico, desarrolladores web, diseñadores, entre otros, incluso tengan la posibilidad de brindar herramientas especializadas a otros vendedores locales.

Ser partner de Shopify era una ventaja que solo podía aprovecharse en algunos países, sin embargo, gracias al desarrollo del e-commerce en Colombia, ahora los emprendedores locales también pueden capitalizarlo.

 

El comercio offline

A pesar de que el comercio Online ha crecido en nuestro país, la realidad es que reportes recientes aseguran que la mayoría de los clientes utiliza el Internet meramente como una herramienta informativa, llevando a cabo la finalización de la compra dentro del establecimiento físico, y utilizando los métodos de pago tradicionales.

A pesar de que esto pueda verse como una suerte de estrategia omnicanal, la realidad es que los consumidores prefieren métodos tradicionales por falta de confianza tanto en las pasarelas de pago, como en los servicios de envío y los vendedores en general. Es de esperarse que se continúe con un proceso de formación del cliente que impulse una “migración” más rápida.

 

 

Expectativas a futuro

La realidad es que a pesar de que el comercio Online crece en nuestro país y el resto de la región, todavía estaríamos lejos de ver que este se masifique. La causa estaría principalmente en las limitaciones mencionadas anteriormente, sin embargo, el crecimiento estable que se ha mostrado en los últimos años parece prometedor.

Expertos afirman que el objetivo final es que deje de verse al comercio electrónico como un canal de ventas individual, con este pasando de ser una alternativa al consumo tradicional, a ser parte vital del proceso de compra-venta de bienes y servicios, cimentando de una vez por todas un consumo omnicanal.

¿Qué piensa de esta noticia?

Comentario